Cómo, dónde y a qué jugar con tus hijos pequeños

CochecitosCuando los padres tienen que educar a sus hijos, de pronto se dan cuenta que tienen que echar mano de toda su creatividad. No pueden dejar a los niños parados. Tienen que volver a ser niños y aprender a jugar con sus hijos pequeños.

Y aunque muchas veces el juego surge de manera espontánea, otras es necesario inventarlo. Y también porque seguramente os gustaría no sólo hacer monerías a los niños para que se lo pasen bomba y disfruten, sino aprovechar para que durante el juego aprendan algo, que luego les servirá en la guardería o en el cole. En este post vamos a tratarte de explicar punto por punto lo que hay que tener en cuenta.

¿A qué jugar con tus hijos pequeños?

Este es un punto importante. Los juegos deben adaptarse a la edad de nuestros hijos. No podemos seguir jugando con ellos a las marionetas si vemos que ya no les hacen gracia, o empiezan a mostrar interés por otros juegos, como una carretilla o una cocinita. La clave de todo está en observar.

Al principio desarrollaremos juegos educativos donde lo que más nos importa es que el niño hable, toque, se mueva e identifique. Juegos en los que tenga que juntar piezas, reconocer animalitos, aprender letras… todo esto es positivo para él, porque aunque no se dé cuenta, ¡está aprendiendo cosas que le servirán en el futuro!

¿Dónde jugar?

Algunos juegan en la habitación de los padres. Cuando se hacen más mayores, lo adecuado es jugar en la habitación de los hijos, porque el número de juguetes también va aumentando. Y algunos con mucha suerte pueden jugar en un cuarto de juegos, en una terraza o un jardín. ¡Lo importante es tener un sitio adecuado para jugar!

Nuestro consejo es que alternes juegos al aire libre con juegos en casa, de modo que los niños también tengan la oportunidad de moverse y correr. No te importe que los niños se lleven juguetes de casa vayan a donde vayan, mientras los cuiden y no sean fáciles de perderse.

¿A qué horas es mejor jugar con ellos?

Muchos padres trabajan durante casi todo el día y cuando llegan a casa están cansadísimos. Aún así, hemos de procurar dedicar algunas horas a jugar con nuestros hijos, aunque sea los fines de semana. ¡Que ellos vean que papá y mamá también saben lo que es echarse al suelo a jugar con los juguetes! Y si se quedan con los abuelitos, importante: que no les falten juguetes, porque la infancia sólo se vive una vez. ¡Ya tendrán tiempo para ver la tele o jugar a los videojuegos más adelante!

¿Y tú, cómo recomiendas jugar con los niños más pequeños?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>