Por qué es importante que los padres jueguen con sus hijos

padres juegan con niñosEn más de una ocasión lo decimos. Al nene le gusta que su papá o su mamá, aunque vuelvan cansados del trabajo, se arrodillen al suelo, o cuando menos, vengan a su habitación a oír cómo juegan con sus muñecos. Jugar solo es divertido; si tienes un hermanito, todavía más; pero si encima papá y mamá oso forman parte de la historia, la diversión es colosal.

¿Por qué es importante que los padres jueguen con sus hijos? La vida moderna nos va alejando a todos unos de otros. Y está bien que tengamos trabajo y responsabilidades, faltaría más. Pero no debemos olvidarnos de algo aún más importante; darle a nuestros hijos una feliz infancia.

Qué pasa cuando los papás juegan con sus hijos

Así, de entrada, suceden muchas cosas de las que quizás no nos demos cuenta. Hay juegos que a los padres les parecen infantiles, y es lógico. Pero estamos invirtiendo un tiempo precioso en la educación de nuestros hijos. Los psiquiatras recomiendan jugar al menos media hora al día, aunque siempre acaba siendo más.

1) Cuando jugáis con ellos, estáis conociendo a vuestros hijos. Ven cómo se desarrolla su creatividad, las historias que se inventan y los juguetes que más les gustan. Importa mucho de cara a saber qué se les puede regalar en su cumpleaños.

2) Cuando papá o mamá juegan, les aportáis ideas nuevas al juego. A lo mejor ellos se les ocurren otras historias para jugar con una casa de muñecos, pero vosotros le aportáis vuestro punto de vista adulto. Eso sí, debéis poner voz de niños durante esos instantes, como cuando le estábais contando un cuento.

3) Cuando los padres juegan con sus hijos, ¡ellos pueden jugar a cosas más complicadas! Hay juegos didácticos divertidísimos que sin la ayuda de un adulto pueden resultar un poco complicados. ¡Incluso para los papás pueden ser un reto! No hay nada tan emocionante como que padres e hijos trabajen en equipo.

4) Cuando jugáis con ellos, les hacéis sentir importantes. Que su papá, siempre tan ocupado, pase dos horas jugando a los indios con él es una gozada, aunque no lo expresen con palabras. Estáis contribuyendo a mejorar su autoestima y a no volverse solitarios.

5) Y por último, si jugáis con vuestros peques, ¡os lo vais a pasar en grande! Vais a descubrir lo que es volver a la infancia y tener una excusa para volver a jugar, algo que sencillamente no tiene precio y es un motivo más por el que vale la pena tener niños.

CONSEJO: Como todo en esta vida, hay que ser equilibrados. Los niños también deben jugar con otros niños, no sólo con los padres. Y cuando juguéis con ellos, debéis acompañarles y participar de su juego, no dirigirles, para que puedan expresar su creatividad. Aún con eso, hay muchas más razones para que padres e hijos jueguen juntos.

¿Cuánto tiempo dedicas al día a jugar con tus hijos? ¿Estás disfrutando de su infancia, ahora que son pequeños? :)

2 responses on “Por qué es importante que los padres jueguen con sus hijos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>