¿Cómo hacer para que los niños aprendan buenos modales?

Entrada de metro

Hay comportamientos que son absolutamente necesarios en la sociedad. Es lo que los ingleses llaman “politeness”, es decir, “modales” o “buenas maneras”. Ayudar a una señora mayor que está subiendo un carro por las escaleras del metro. Decirle buenos días a la mujer de la limpieza con una sonrisa en los labios. No poner la música muy alta para no molestar a los vecinos.

Son todo prácticas educadas que hacen que nuestras ciudades sean un poco más habitables. Lo bonito no es vivir en un sitio donde la gente se pisa y se odia, sino tratar de incrementar la felicidad de todo el mundo que pase a nuestro lado.

¿Cómo se le puede enseñar eso tan difícil a nuestros niños, cuando parece que ellos viven en su mundo? ¿Es posible combinar sus ansias de rebelión e independencia con modales educados?

Tácticas para enseñar modales educados a los niños

La verdad es que sí, sí se puede enseñar a los niños a ser más amables. Habrá algunos más abiertos que otros, unos que son muy tímidos y les va a costar hacer eso por timidez; otros que están muy ensimismados y sólo les importa lo suyo. Otros que directamente han ido perdiendo la noción de lo que está bien y lo que está mal y están adquiriendo hábitos antisociales.

Pero podemos empezar haciendo pequeñas cosas.

Lo primero de todo. Hay que conseguir que los niños nos vean a nosotros actuando así, con buenas maneras. Que vean que no simplemente vamos a la nuestra, sino que intentamos ser buenos ciudadanos y nos lo tomamos muy en serio. Eso influirá mucho en su educación, porque hay reglas que se integran y se aprenden cuando se han visto como algo normal y no como algo impuesto.

Los niños tienen que entender también los beneficios de ser buenos ciudadanos. Por ejemplo, algunas reglas que también son muy importantes son:

  • Enseñar a los niños a respetar y cuidar a los animales. No hacerles daño. Si tenéis mascota en casa, será mucho más fácil y eso le ayudará a querer mucho a los animales. También les ayudará a sentirse responsables, porque hay alguien que depende de ellos y que tiene que comer.
  • Educar a los niños para cuidar el planeta: por ejemplo, explicándoles cómo funciona el proceso de reciclaje a través de los juegos de ciencia y separando en casa la basura cada día para que vean que no son sólo palabras, sino hechos.

Sabemos que hay niños que nos podrían dar una lección magistral de estas cosas, porque muchas veces somos los mayores los que no lo hacemos bien.

No obstante, empieza a educar con el ejemplo. Cuando salgas a la calle para llevar a los niños al colegio, olvídate por un rato de tus problemas y actúa como un buen ciudadano. Te sentirás mejor contigo mismo y le estarás ayudando a él para que vea los beneficios de respetar a las personas, los animales, las plantas y todo lo que le rodea.

¿Y tú, cómo haces para enseñar a los niños buenas maneras?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>